Creativitat empresarial: rigidesa vs disciplina

Llegeixo a Explorando el Kilimanjaro, Guzmán López, un interessant article que comenta l’aparent conflicte entre la creativitat i les organitzacions. Us faig a mans un extracte:

Como bien apuntaba hace poco mi buena amiga Mac, parece que la creatividad está reñida por fuerza con las organizaciones, esto debido a su aparentemente conflicto de intereses. Es decir, la primera apreciación que se hace cuando un lee que se puede ser creativo en la empresa puede ser justo esa: ¿cómo se puede ser creativo cuando las organizaciones requieren rigidez y conformidad? ¿no es esto lo contrario a un ambiente creativo?
Bien, al igual que el humor puede ser una cosa muy seria como dice mi amigo Eduardo Jáuregui, la creatividad también lo es. Y con esto quiero decir que aunque la creatividad parezca que va ligada con el caos, la libertad e incluso la anarquía, es algo más disciplinado.

No debemos confundir la disciplina con la rigidez. Yo creo que en una empresa – al igual que con la creatividad- tiene que haber disciplina, pero no rigidez. La rigidez es lo contrario de la flexibilidad, y ésta es estrictamente necesaria para sobrevivir en un mercado de cambio constante como es el que vivimos actualmente. Por tanto, en una empresa disciplinada hay lugar para la creatividad, ¿cómo no?
¿acaso la compañía aérea más importante del mundo no es disciplinada? Tal como nos cuenta Alan Robinson en Creatividad Empresarial, British Airways es la compañía aérea más grande del mundo. Pocas industrias están tan estandarizadas como la industria de las aerolíneas, que maneja grandes cantidades de personas y aviones diariamente, y para la cual la seguridad es de mayor importancia. ¿Quién podría decir que está compañía no es disciplinada? Disciplinada sí, pero no rígida.
En el libro nos cuenta un ejemplo de cómo se mejoró el sistema para que los de la Business Class pudieran recoger su equipaje más rápido. Y esto fue gracias a un empleado, un cargador de equipaje, que simplemente con una dosis de observación y otra de curiosidad, solucionó con una simple idea de etiquetaje, un problema para la compañía. ¿acaso un cargador de equipajes tiene alguna fuerza en una compañía tan importante? Pues parece ser que sí. Una organización puede ser de lo más profesional, disciplinada, rentable, importante y todo lo seria que quieras, pero nada de eso va en contra de los principios de la innovación como el del escuchar las ideas de los demás.

La segunda cuestión que planteaba Mac en su comentario me parece más difícil de abordar, y es que, la teoría está bastante lejos de la práctica. Desgraciadamente aún en muchos países la innovación es una utopía. Las empresas tienen una estructura vertical y no dejan espacio para la comunicación. Si el ambiente de trabajo es parejo al de un campo de concentración es fácil que las ideas no lleguen a la cúspide. Además, la creatividad no se ve como una herramienta para solucionar esos problemas, quizá por estar tan cargada de esteriotipos y falsas creencias. Hasta que no se desmitifique un poco todo esto y se empiece a aplicar de manera muy práctica, los empresarios de toda la vida no la van a aceptar como tal.

Pero hay que ser optimistas, y aunque sea por cuestión de supervivencia estoy convencido de que la innovación va a ser un referente en el mundo de la empresa en muy poco tiempo.

2 responses to “Creativitat empresarial: rigidesa vs disciplina

  1. Evidentment la rigidesa no està renyida amb la disciplina. Flexibilitat és la clau de l’èxit.

  2. Hola,
    lo primero gracias por leerme. Sólo apuntar que no me llamo Enrique, Guzmán es mi nombre y López mi apellido. Es raro, pero que se le va a hacer.
    Un saludo